Luis Amor

En Junio del 2004, decidí que ya era el momento de abandonar la empresa familiar y poner un rumbo diferente a mi vida. La decisión no fue fácil. Más de una década cargada de emociones y de roles compartidos entre familia y empresa. 

Después de unos meses de formación y otros tantos de licencias y permisos, abrí las puertas de mi nuevo centro de nutrición y dietética.

Una experiencia inolvidable que se vio truncada cuatro años más tarde cuando la crisis me invitó a cerrar las puertas de mi centro.

Lidiar con "lo ves, o ya te lo decía yo" no fue agradable, pero comprendí que ese era mi aprendizaje

Degusté de nuevo el mercado laboral español aceptando algunos trabajos que cuanto menos, rayaban la legalidad (omito describir la calidad por estar en horario infantil).

Tenía la creencia que tenía que aceptar lo primero que apareciese, por ejemplo un trabajo de ocho horas mínimo a puerta fría junto al frió, al calor, la lluvia, el viento o la nieve .Todo por 800 eurazos. Así me sentía útil.

Y ese sentimiento de “utilidad” me estaba castigando emocionalmente. Sentía que no iba en la correcta dirección con mi esencia, con mi identidad.

Hasta que comprendí que ese no era el camino. Mi vida se asemejaba más a una peonza girando de un lado al otro que a una vida en coherencia con mis valores. 

Fue en una tarde de Abril cuando le di mi primer gran abrazo al coaching . Hice un pacto en ese momento conmigo mismo.

Ahora vivo el presente

Y una tarde de Abril apareció el coaching y decidí en ese momento que algo bueno iba a suceder en mi vida aunque sabía que tenía que prepararme. Y así comencé a formarme como Coach profesional. Trabajé mi identidad, las convicciones y el lenguaje interior. ¿Quien soy? Y ¿qué soy?.

Mis valores en línea

Humildad , compromiso y tesón. Desde aquí, transito con estos valores, vivo el presente y cuido con amor mi persona ayudando a otras a cuidar la suya.

Aprendo de las personas

El no juzgar me ha permitido entender que haciéndolo soy el reflejo vivo de mis propias circunstancias. Abrazo todo aquello que me hace crecer y doy una palmadita en la espalda a lo que me hace pequeño.

Sentido Común y dudar

Le guiño el ojo al sentido común y a mi querida intuición, tantas veces ignorada. Dudo sobre las cosas que veo y las que escucho a mi alrededor para ser consciente de que la mayoría de las cosas son diferentes a como nos las cuentan en los telediarios.

Coach Profesional en Coaching, Pratitioner en PNL e Inteligencia Emocional

International Certificate in Emotional Skills and Competencies (Paul Ekman International)

Coach Ejecutivo experto en equipos directivos familiares.

Técnico superior en Nutrición Humana y dietética

Diplomado en Marketing y Gestión de Empresa y en publicidad digital

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies